Los secretos del Koldunismo

«El poder es siempre circular. Nos sacrificamos en tributo a la tierra para que la tierra pueda entregarse a nosotros. Debes sangrar por tu patria para que tu patria sangre por ti.»
— Raban von Diederik, Koldun de Białowieża

Algo abominable mora dentro del Voivodato Tzimisce; algo que permite a los Demonios mantener un dominio inquebrantable sobre las tierras y las gentes de Hungría, Polonia, Bulgaria, etc. Según los Telyavos del norte, los Tzimisce están aliados con los demonios primordiales de la tierra y actúan como señores principales en su invocación y manipulación.

Los Tremere de la asolada Ceoris citan pactos Tzimisce con ancestrales y perversos espíritus. Los Ventrue residentes en los Feudos de la Cruz Negra hacen una observación más mundana: sus viejos enemigos Tzimisce están unidos, ordenados y condicionados por una poderosa y completamente secreta cábala de reyes magi. Como ocurre con toda especulación, cada teoría tiene algo de veracidad.

Los Tzimisce conocidos como Koldun son una raza misteriosa. Son dispares, acaparan información de forma individual y poseen acceso a una forma de Magia de Sangre tan antigua que sus practicantes sólo suponen sus orígenes.

Ciertamente, muchos de ellos tienen sus hipótesis, algunas más informadas que otras. También hay rumores de aislados Koldun de Cuarta Generación que responden a súplicas sobre aspectos koldúnicos con absoluta violencia, convirtiendo su existencia en un asunto de mayor especulación.

Es improbable que se sepa la verdad, pero se busca ampliamente en estas noches. Los Tzimisce siempre han carecido de unidad, especialmente en tiempos de guerra. Un voivoda comprometerá el grueso de sus Ghouls de guerra y sus Retoños a la tarea de derrotar el enclave de un Patricio, fortaleciendo las defensas del Voivodato y ganando el derecho a liberar esclavos y las riquezas del bastión Ventrue abandonado. Esto es, a menos que el voivoda del dominio vecino no se aproveche de su estado debilitado, desplazando su ejército a su tierra al tiempo que el suyo parte hacia tierras más occidentales.

El Voivoda entre Voivodas (el conde Vladimir Rustovich) ha llamado al fin de tales luchas internas y destaca el resurgir del Koldunismo como clave para que su Clan recupere mucho de lo que ha perdido a causa del oportunismo y los politiqueos mezquinos.

Los Tzimisce lanzan sus ejércitos por completo a la Guerra de los Príncipes, ya que reconocen una alianza en desarrollo entre los Feudos de la Cruz Negra y los Tremere, que utilizan sus sirvientes Gárgola con demasiada eficacia en el campo de batalla. Mientras que la guerra se estanca en un punto muerto, los Demonios buscan una ventaja. Rustovich cree que aprovechar las ancestrales Kraina del Koldunismo es esa ventaja si se pudiera unir a todos los practicantes de la Disciplina en una acción coordinada.

Los Tzimisce aplastarían por completo a sus adversarios si las devastadoras fuerzas de la naturaleza de las tierras que llaman hogar se emparejan con el antinatural poder de la Vitae Cainita.

Por gran incentivo que pueda ser, el Koldunismo es una senda muy dividida. Contrariamente a lo que Rustovich señala, el estudio de las Kraina fuerza divisiones aún mayores entre sus practicantes.

Descubre todos los secretos del Koldunismo y otras tradiciones casi olvidadas en Tomo de los Secretos, el reciente suplemento de Vampiro: Edad Oscura 20 Aniversario.


30/07/2018 Nosolorol Ediciones https://www.nosolorol.com/img/nosolorol-ediciones-logo-14727449041.jpg https://www.nosolorol.com/
Nosolorol Ediciones https://www.nosolorol.com/img/nosolorol-ediciones-logo-14727449041.jpg https://www.nosolorol.com/

Noticias relacionadas

Últimas noticias

Hasta el 30 de mayo completa tu colección de juegos de rol digitales con sistema SRD5 con descuento
Ya disponible La Virgen Negra, el nuevo suplemento del juego de rol de terror KULT: Divinidad Perdida
Ideas para comenzar a jugar con Aquelarre, el juego de rol demoníaco medieval escrito por Ricard Ibañez.